Bajan las tasas de Leliq y de plazos fijos

151

Las Letras de Liquidez, debajo del 72%.

El Banco Central de la República Argentina (BCRA) convalidó ayer una nueva baja de la tasa de las Letras de Liquidez (Leliq), que se ubicó por debajo del 72%, lo que representa el menor nivel desde las PASO. La autoridad monetaria avaló un recorte de 105 puntos básicos, respecto del cierre del lunes, y la tasa quedó en 71,915%. El total adjudicado fue de $ 256.406 millones sobre vencimientos por $ 262.325 millones y a partir de esta operatoria se generó una expansión de liquidez de $ 5.919 millones.

En la primera licitación del día, el BCRA convalidó Letras de Liquidez a ocho días de plazo a una tasa promedio de corte que se ubicó en 71,875%, con un monto adjudicado de $ 108.070 millones. En la segunda subasta, el monto adjudicado a ocho días de plazo fue de $ 148.336 millones, a una tasa promedio de corte de 71,944%, siendo la tasa máxima adjudicada de 72,00% y la mínima 70,90%. “El Banco Central volvió a convalidar una baja en la tasa de interés promedio de las Letras de Liquidez (Leliq). De esta manera, la tasa llegó a valores menores a los que había promediado luego del salto como consecuencia de las PASO (elecciones primarias)”, dijo el agente de liquidación y compensación Puente.

En medio de la relativa paz cambiaria sostenida por el cepo parcial y las constantes ventas del Banco Central, las tasas de los plazos fijos en pesos que ofrecen los bancos a 30 días vienen recortando posiciones en los últimos días, más allá de que las expectativas inflacionarias aún se mantienen elevadas en torno del 55% a fin de año.

De acuerdo con el promedio difundido por el BCRA, los retornos ofrecidos por entidades privadas (hasta 59 días) caen en lo que va del mes más de dos puntos porcentuales a 55,25%, luego de tocar un máximo de 58,56% en septiembre pasado, señaló.

En el caso de los depósitos a plazo fijo a 30 días, por montos de hasta $ 100.000, la baja es mayor: hace un mes obtenían tasas cercanas al 60% anual, pero ahora esos rendimientos cedieron a menos del 56% anual. La excepción es el Banco Nación, que ha mantenido el retorno en el 64% anual.

Vale remarcar que esta merma evidenciada no se condice con la caída de las tasas de referencia de las Letras de Liquidez del BCRA, ya que el diferencial (spread) entre la tasa de las Leliq y la del promedio del rendimiento ofrecido a ahorristas se amplió en las últimas semanas.

La baja de las tasas plantea ciertas dudas, dado que el panorama de incertidumbre electoral no cambió y el contexto económico y financiero se deterioró más aún. Según la lectura de los analistas más agudos, detrás del comportamiento de los bancos está latente el temor a un nuevo Plan Bonex.

Deja tu comentario

Los comentarios están cerrados.