Yacyretá: en breve habilitarán el paso fronterizo Ituzaingó-Ayolas.

114

El ministro Frigerio y el gobernador recorrieron ayer la represa. Valdés valoró la inminente apertura del camino internacional porque “brindará más empleo y mayor desarrollo”. Se conocerá hoy la firma que construirá las tres turbinas en el brazo Añá Cuá, por un valor de USD 600 millones.

El ministro del Interior, Obras Públicas y Vivienda de la Nación, Rogelio Frigerio, y el gobernador Gustavo Valdés estuvieron ayer en Ituzaingó y recorrieron la Entidad Binacional Yacyretá (EBY) en un contexto en el que avanza el plan de inversión para potenciar la generación de energía eléctrica. Allí el director ejecutivo de la EBY, Martín Goerling, informó que hoy se conocerá la empresa oferente que será la encargada de ejecutar la obra de las nuevas turbinas en el brazo de Añá Cuá.
El gobernador y el funcionario nacional recorrieron el paso fronterizo a Ayolas, Paraguay, un pedido hecho por Valdés y el gobernador de Misiones (Paraguay), Carlos Arrechea, a las cancillerías de ambos países, que finalmente en diciembre pasado recibió el aval oficial por parte de los presidentes Mauricio Macri y Mario Abdo Benítez.  Por la expectativa que genera la habilitación del tramo, estiman que en un mes estarían concluidos los pasos formales para permitir la circulación de Argentina a Paraguay, y viceversa a través de esa vía.
El proyecto de Añá Cuá se estima en 600 millones de dólares y lleva varias licitaciones concretadas porque se fragmentaron los trabajos a llevar a cabo.  Para la construcción de las turbinas compitieron tres empresas. Por eso hoy es un día clave para conocer cuál será. En tanto que, para la obra civil, se presentaron ocho consorcios internacionales pero todavía no se conoce cuál será la seleccionada.
Valdés resaltó que la obra de  Añá Cuá generará más empleo y mayor desarrollo en la zona.
Goerling declaró, en contacto con la prensa, que “en febrero se conocerá cuál es la empresa que estará a cargo de la obra civil y esperamos tener para antes de octubre los contratos firmados e iniciar los trabajos”.
El gobernador de Corrientes  valoró el apoyo de la Nación al “hacer un esfuerzo enorme” a la hora de ser escuchados ante los pedidos de obras de infraestructura. También agradeció el acompañamiento del Ministerio del Interior como a la EBY, que “pusieron en marcha obras en Ituzaingó como la planta potabilizadora, asfalto, plantas de fluidos, energía y desarrollo común, entre otras”.

Paso fronterizo

En referencia a la habilitación de la unión fronteriza, Valdés dijo que “es una obra que esperábamos hace mucho tiempo, donde debemos invertir para sacar el máximo provecho” e indicó que “esto se puede y se podía. Lo estaremos haciendo dándole toda la importancia que tiene esta represa”. Manifestó en ese sentido que la unión de dos pueblos: el paraguayo y el argentino, “brindará más empleo y mayor desarrollo en poco tiempo en ambos lados”.
El mandatario adelantó que en los próximos días llevará adelante reuniones con el gobernador de Misiones, Hugo Passalacqua, intendentes de la región y de Paraguay, para firmar de nuevos acuerdos con el objetivo de “lograr mejores lazos fraternos”.
Frigerio también se refirió a la inminente apertura del paso fronterizo con Ayolas al confiar que es una decisión del presidente Mauricio Macri ante un requerimiento del gobernador, y “la verdad es que la Argentina necesita mayor integridad física con sus vecinos, ya que solo contábamos con una conexión que está saturada como lo es el puente de Posadas-Encarnación”.
El ministro del Interior consideró que “esta obra se realizará de manera rápida para mayor integración, donde en un mes tendremos el proyecto ejecutivo terminado”.
“Hoy se ven las obras que estamos llevando adelante y dándole visibilidad con el trabajo en equipo para ofrecer mejoras a las familias”, porque “es una novedad y es necesario el trabajo juntos, anteponiendo los intereses de los vecinos ante que de los partidarios”, dijo Frigerio en clara alusión a lo que vivió Corrientes durante el Gobierno nacional anterior.

El brazo Añá Cuá

El complejo hidroeléctrico Yacyretá se desarrolla en el límite de Argentina y Paraguay. La central, el vertedero principal y la esclusa de navegación se emplazan en el brazo principal del río Paraná, mientras que en el brazo Añá Cuá se ubica el vertedero del mismo nombre.
En 1999 fueron realizados los estudios de un proyecto para utilizar el caudal del brazo, de entre 1.000 y 1.500 m3/s, con un salto hidráulico de 20 metros en la generación de energía adicional a la de la central principal.
Las obras a ejecutar contemplarán importantes cuidados medioambientales: se generará un 9% más de potencia sin necesidad de incrementar la superficie del embalse ni ejecutar nuevas presas, esclusas, vertederos ni relocalizaciones.
Se darán beneficios significativos porque se sumarán instalaciones para la transferencia de peces al embalse, inexistentes en la actualidad.

Deja tu comentario

Deja una respuesta

Su dirección de correo electrónico no será publicada.